X

Dublin

12 May

Beirut

14 Jul

Mostar

24 Ago
Previo

Bilbao

14 Sep
Orlando Duque
Fecha: 20/07/2018

En San Miguel, en el archipiélago portugués de las Azores, el ambiente se nota tenso antes de que comience el primer entrenamiento sobre roca. Los atletas están estudiando las piedras desde las que se lanzarán al vacío y los lugares, 27 metros más abajo, por donde entrarán en el océano. Las olas van y vienen, cuando se llevan el agua la caída aumenta varios metros. Cada salto exitoso supone un alivio. Cada vez más clavadistas emergen victoriosos del océano.

Para la élite mundial de los clavados, saltar desde enormes alturas es el pan nuestro de cada día. Pero la prueba de las Azores de las Series Mundiales de Red Bull Cliff Diving supone el mayor test del año para la versatilidad. El público disfruta de un lugar espectacular, pero ¿cómo pueden los saltadores superar la dificultad que supone arrojarse al vacío no desde una plataforma artificial sino desde un desnudo acantilado?

David Colturi que competía en Azores por séptimo año consecutivo y nos explica que tirarse en las Azores desde las rocas es una auténtica prueba de versatilidad:

"En los clavados hay tres controles de seguridad (el despegue, la línea de vuelo y la entrada en el agua) y todos estos factores se ponen a prueba en las Azores. Cuando saltas desde una roca estás en un ángulo determinado y tus pies no se encuentran totalmente sueltos pues tienes que agarrarte a la piedra. Es necesario estar muy concentrado, siendo muy consciente de lo que estás haciendo en el despegue para poder hacer el sato de una forma segura y correcta", dice el estadounidense.

ra_180712_rbcdpor_colt_1369-2.jpg
Un concentrado Colturi salta desde las rocas durante la primera sesión de entrenamiento en las Azores. Foto: Romina Amato/Red Bull Content Pool.

"En los clavados la versatilidad es muy importante, especialmente aquí. Los saltadores más fuertes y flexibles y con mayor solidez mental serán los que acaben arriba. Es algo que se adquiere con la experiencia. Se trata de un reto muy bonito".

Orlando Duque es el saltador más veterano y más experimentado de las Series Mundiales y subraya las palabras de Colturi sobre la importancia de haber estado allí y haberlo hecho antes: "Es apasionante, es un reto, son clavados verdaderos. Es casi como si hubiese tres eventos diferentes en el mismo día, tienes que adaptarte a todo con mucha rapidez. Realmente la experiencia es una ayuda", dice el colombiano de 43 años.

¿Pero qué pasa con los saltadores que no han pisado nunca la roca volcánica de esta isla? El italiano Alessandro De Rose compite desde 2013 en las Series Mundiales, pero este es su primer año como saltador permanente así que es la primera vez que se enfrenta al reto que supone esta isla salvaje.

"Siempre he visto esta competición en la TV y tenía envidia de la gente que venía aquí. El mayor reto es dónde poner los pies porque la superficie es muy irregular. Cuando saltas ves a la roca muy cerca de ti, es algo muy diferente a hacerlo desde una plataforma", dice De Rose. "Es un gran reto, tanto para la mente como para el cuerpo. Prefiero este tipo de competición porque realmente estás en plena naturaleza. Son clavados auténticos".

ra_180712_rbcdpor_rose_1382-2.jpg

De Rose salta por primera vez desde el acantilado en este lugar tan espectacular. Foto: Romina Amato/Red Bull Content Pool.

La estadounidense Ginger Huber logró aquí una espectacular hazaña en 2016 cuando se convirtió en la primera mujer en alcanzar una puntuación de 10. Además, es algo que consiguió tirándose desde un acantilado. Así que, ¿cuál es el secreto de su éxito?

"Simplemente intento encontrar la zona apropiada. No sé muy bien cómo encontrarla, pero hay veces en las que entras en esa zona. Es el mejor sitio en el que puedes estar porque sabes que podrás saltar pase lo que pase. Cuando lo logro siento que puedo conquistar lo que sea", dice la atleta de 43 años.

dt_180712_rbcdpor_hube_3896.jpg
Huber sigue es la primera mujer que consiguió un 10 en las Series Mundiales y lo logró en este lugar. Foto: Romina Amato/Red Bull Content Pool.

Huber añade que hay algo especial en este lugar, donde las mujeres han competido por cuarta vez: "Esta isla la siento como mi hogar. Otros saltadores dicen lo mismo, tenemos la sensación de que debemos estar aquí. Lo que más me ayuda es simplemente intentarlo y disfrutar del ambiente. Nos tiramos desde acantilados naturales. Lo que es algo único y especial para nosotros".

Mira la repetición de Azores

Revive la acción a la carta en www.redbullcliffdiving.com, Red Bull TV, Facebook, Youtube y Twitch. Red Bull TV está disponible en smart TVs, consolas de videojuegos, dispositivos móviles y más. Más información en about.redbull.tv

Aquí encontrarás todo sobre el Red Bull Cliff Diving